Cómo prevenir el dolor de espalda durante el embarazo

Una de las afecciones más comunes entre las embarazadas es la lumbalgia. Estas molestias en la zona lumbar suelen aparecer al inicio de la gestación y se van intensificando conforme avanzan los meses. Sigue estos consejos para saber cómo prevenir el dolor de espalda durante el embarazo.

¿Qué factores pueden empeorar el dolor de espalda durante el embarazo?

Si bien las causas de las molestias lumbares son fisiológicas, debido a que el cuerpo está en un proceso de cambio, hay otros factores que pueden empeorarlas. Por ejemplo:

  • Una lumbalgia previa.
  • Fumar o beber alcohol.
  • El sedentarismo.

Las dolencias en la espalda son comunes durante  el embarazo, si bien puedes reducirlas siguiendo algunos consejos.

Recomendaciones para evitar la lumbalgia durante la gestación

Los hábitos saludables son claves para lograr un embarazo sin contratiempos. Para cuidar tu espalda, deberás:

  • Controlar el aumento de peso durante la gestación. Debes seguir una dieta saludable y equilibrada. A mayor peso, mayor carga deberá soportar la zona lumbar, lo que agudizará el dolor.
  • Mantente activa. Un cuerpo que se mueve está mejor preparado para los cambios. Actividades como caminar o nadar son muy recomendables, así como el yoga para embarazadas, que te ayudará a relajarte y a mejorar tu postura. En embarazos de riesgo, consulta con un especialista.
  • Aléjate del estrés. Evita situaciones de mucha tensión en casa o en el trabajo. Los nervios y el estrés suelen influir negativamente en la zona lumbar. Tampoco realices esfuerzos innecesarios. ¡Seguro que las personas de tu alrededor pueden ayudarte!
  • Revisa tu calzado. Los zapatos de tacón y los que tienen una suela completamente plana no son recomendables. Privilegia tu comodidad y procura no pasar demasiado tiempo de pie y sin moverte.

Si el dolor igualmente aparece, no te automediques. Es mejor que acudas a tu ginecólogo de confianza para explicarle cómo te sientes y que él pueda ayudarte a encontrar alivio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *